ANTONIO MACHADO. POESIA REVOLUCIONARIA HISPANOAMERICANA. II

III.   El poeta y el pueblo

 

El siguiente texto forma parte de un discurso más extenso pro- nunciado en Valencia por Antonio Machado ante escritores e intelectuales. En él se enfatiza sobre algunas afirmaciones que probablemente antes del inicio de la guerra el autor no hubiese destacado tan nítidamente. El proceso de polarización en el en- frentamiento de clases que derivó en la guerra civil llevó a mu- chos intelectuales, como en este caso, a tomar partido en forma decidida respecto a posiciones profundas en favor del pueblo,  y muchas veces, a variar sus concepciones estéticas en conse- cuencia con esto, a resignificarlas o a profundizarlas. En el caso de Machado, ese proceso incluyó vastas actividades político- culturales, como por ejemplo, algunos discursos que brindó a las Juventudes Socialistas Unificadas.

En el original impreso y publicado por la revista Hora de Es- paña, el título central de esta ponencia fue «Sobre la defensa y difusión de la cultura», y el subtítulo, «El poeta y el pueblo», tal como se encabeza este apartado. (N. del E.)

 

 

Cuando alguien me preguntó, hace ya muchos años, ¿piensa usted que el poeta debe escribir para el pueblo, o permanecer encerrado en su torre de marfil —era el tópico al uso de aque- llos días— consagrado a una actividad aristocrática, en esferas de la cultura solo accesibles a una minoría selecta?, yo contesté con estas palabras, que a muchos parecieron un tanto evasivas

 

 

 

216    Poesía como un arma

 

 

o ingenuas: «Escribir para el pueblo —decía mi maestro—, ¡qué más quisiera yo! Deseoso de escribir para el pueblo, aprendí de él cuanto pude, mucho menos —claro está— de lo que él sabe. Escribir para el pueblo es, por de pronto, escribir para el hombre de nuestra raza, de nuestra tierra, de nuestra habla, tres cosas de inagotable contenido que no acabamos nunca de conocer. Y es mucho más, porque escribir para el pueblo nos obliga a rebasar las fronteras de nuestra patria, es escribir tam- bién para los hombres de otras razas, de otras tierras y de otras lenguas. Escribir para el pueblo es llamarse Cervantes, en Espa- ña, Shakespeare, en Inglaterra, Tolstoi, en Rusia. Es el milagro de los genios de la palabra. Tal vez, alguno de ellos lo realizó sin saberlo, sin haberlo deseado siquiera. Día llegará en que sea la más consciente y suprema aspiración del poeta. En cuan- to a mí, mero aprendiz de gay-saber, no creo haber pasado de folklorista, aprendiz, a mi modo, de saber popular».

Mi respuesta era la de un español consciente de su hispa- nidad, que sabe, que necesita saber cómo en España casi todo lo grande es obra del pueblo o para el pueblo, cómo en España lo esencialmente aristocrático, en cierto modo, es lo popular. En los primeros meses de la guerra que hoy ensangrienta a Es- paña, cuando la contienda no había aún perdido su aspecto  de mera guerra civil, yo escribí estas palabras que pretenden justificar mi fe democrática, mi creencia en la superioridad del pueblo sobre las clases privilegiadas.

 

Antonio Machado, 1936.

 

Antonio Machado: Obras. Poesía y prosa [Buenos Aires, 1964].

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Bibliografía

 

AGUINAGA, CARLOS; JULIO RODRÍGUEZ PUÉRTOLAS; IRIS ZAVALA: Historia

Social de la Literatura Española, V. 2, Madrid, 1983.

ALBERTI, RAFAEL: Introducción a su ed. del Romancero General de la Guerra Española, Buenos Aires, 1944.

——————: La arboleda perdida, Barcelona, 1980.

ALTAMIRANO, CARLOS: Introducción a la ed. de Poesía social del siglo XX: España e Hispanoamérica, Buen0s Aires, 1971.

AZNAR SOLER, MANUEL yL   UIS MARIO SCHNEIDER: II Congreso Interna-

cional de Escritores Antifascistas (1937), Barcelona, 1978.

CANO BALLESTA, JUAN: «La batalla en torno a la poesía pura»,  en

Historia y crítica de la Literatura Española, Barcelona, 1984.

CAUDET, FRANCISCO  My    ICHEL  GARCÍA: «Hora de España y ElMono

Azul», en Historia y crítica de la Literatura Española, Barce- lona, 1984.

GARCÍA SÁNCHEZ, JESÚS: Introducción a Capital de la Gloria. Poe- mas a la defensa de Madrid. Antología, Madrid, 2006.

GREGORICH, LUIS: «La poesía del siglo XX», en La literatura con- temporánea, Buenos Aires, 1991.

IANNI, VALERIA: Guerra y Revolución en España, Melbourne, 2007.

 

 

 

218    Poesía como un arma

 

 

MARINELLO, JUAN: «Órbita española de Miguel Hernández», en Miguel Hernández, Poesía, La Habana, 1976.

NERUDA, PABLO: «Sobre una poesía sin pureza», en Caballo ver- de, no. 1, Chile, 1935.

ROMERO, ELVIO: Miguel Hernández. Destino y poesía, Buenos Aires, 1958.

SALAÜN, SERGE: Introducción a Romancero de la defensa de Ma- drid,Barcelona, 1982.

SANTONJA, GONZALO: Introducción a Romancero de la Guerra Civil,

Madrid, 1984.

VOLOSHINOV, VALENTÍN: «Discurso en la vida, discurso en la poe- sía (contribución a una poética sociológica)», en Tzvetan Todorov,Mikhaïl Bakhtine: le principe dialogique. Suivi de Écrits du Cercle de BakhtineP, aris, 1981. Traducción de Jorge Panesi para la Cátedra «Teoría y Análisis Literario», Fac. de Filosofía y Letras, U.B.A.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s